Mercado para ‘apretarse los machos’ en Nervión



- Síguenos en WhatsApp haciendo clic aquí o envía mensaje al 638112243
- Síguenos en Telegram haciendo clic aquí o en el siguiente botón



Apenas tres semanas para que finalice el mes de agosto y solo unos días para que comience LaLiga de forma oficial y el Sevilla Fútbol Club sigue sin gastar ni un solo euro en fichajes. El club hispalense parece haberse contagiado de ese espíritu de austeridad que está envolviendo a todos los equipos de la máxima categoría española. Y es que las economías no están para tirar cohetes y eso afecta sin más remedio a los fichajes. Todo el mundo va con pies de plomo y analiza muy bien lo que necesita antes de gastar a lo loco. Algo inédito si nos remontamos años atrás.

En la temporada 2019/2020 el torneo español batió récords con más de 1.500 millones de euros gastados en incorporaciones. Nunca antes se habían sobrepasado las cuatro cifras, con un aumento de más del 200% en esas inversiones en poco más de una década. Sin embargo, la pandemia ya dejó un gran hoyo la campaña pasada, con una bajada hasta los 450 millones de euros de gastos. Y en esta ventana estival, poco más de 100 millones, y ninguno de ellos pertenece al Sevilla. La llegada de Erik Lamela y la de Marko Dimitrovic, y conocida en la campaña pasada, han sido como agentes libres.

En las últimas campañas, la entidad de Nervión se presentaba como uno de los equipos más atractivos para transferencias. Incluso en el último mercado invernal fue el segundo equipo de LaLiga que más gastó gracias a la incorporación del Papu Gómez, sin embargo, este verano las cosas están siendo muy diferentes. Mientras el año pasado los hispalenses eran una gran opción para un buen número de jugadores, en este 2021 no aparece ni si quiera como candidato a ningún traspaso destacado. Las apuestas no confían en el Sevilla para ninguna de las posibles transferencias más destacadas del fútbol europeo y eso es muy significativo.

En el mercado veraniego más reciente, el Sevilla empleó 65 millones de euros en fichajes gracias a las llegadas de Suso, Óscar Rodríguez, Oussama Idrissi, Marcos Acuña, Bono, Karim Rekik e Iván Rakitic. Por contra, solo percibió 9 millones y medio con las ventas de Sergio Rico y Simon Kjaer. Pero es que en 2019 los hispalenses batieron su récord particular con casi 179 millones de euros de gastos si sumamos la llegada de En-Nesyri y la tarifa de préstamo que hubo que pagar al Milan por Suso, ambas operaciones llevadas a cabo en invierno.

Algo impensable ahora para el combinado de Julen Lopetegui, que de momento tiene las arcas en positivo gracias a la venta de Bryan Gil al Tottenham por 25 millones, la de Guilherme Arana al Atlético Mineiro por dos y medio y la de Sergi Gómez al Espanyol por un millón. Tanto Lara, como Vaclik, Juan Soriano, el mudo Vázquez, Escudero y Aleix Vidal se han marchado libres. Además de Juan Berrocal que se ha marchado en calidad de cedido al Sporting de Gijón.

Monchi ya avisó que sería un verano muy largo y que las incorporaciones podrían llegar en el último momento. Sobre todo porque ese dicho de “antes de entrar, dejen salir” tan utilizado en el mundo del fútbol cobra más importancia que nunca en la capital andaluza. Alguna de las 25 fichas del primer equipo debe ser liberada, pero no está siendo nada fácil buscar un nuevo club para futbolistas como Joris Gnagnon, Rony Lopes o Luuk de Jong. Y todo ello a la espera de ver lo que ocurre con Koundé, para el que las últimas informaciones apuntan a que las negociaciones con el Chelsea se habrían estancado.

Montiel a un paso de ser sevillista

Tras el intento fallido de incorporar a Alessandro Florenzi, por el que el Sevilla había mostrado un gran interés, las miradas de Monchi se trasladaron hasta Argentina. Y allí es donde el fichaje de Gonzalo Montiel se da casi por hecho. River Plate ya llegó a un acuerdo de renovación con el jugador por el que le bajaban su cláusula de rescisión y en caso de acometer un traspaso el club millonario podía llevarse parte de los beneficios. Dicho y hecho una vez que los andaluces han puesto sus ojos en él y han llegado a un acuerdo por unos 10 millones de euros y un contrato hasta 2026.

No es el único refuerzo que podría llegar antes de que finalice el mes de agosto. Pues si finalmente se acometiera la venta de Koundé, el Sevilla tiene en el punto de mira al colombiano Davinson Sánchez, cuyo agente reconoció conversaciones por el central. La marcha de Jules daría además una muy buena cantidad en traspasos para poder reforzar otras posiciones. Por ejemplo la delantera, donde el fichaje frustrado de Joselu no ha dejado un buen sabor de boca.

Por no hablar del lateral izquierdo donde se ha quedado solo Marcos Acuña, aunque Lopetegui ya sabe que puede contar con Karim Rekik para solventar esa posición, pues el neerlandés sumó buenas actuaciones en ese lugar en la pasada campaña.

Hay que recordar que con la llegada de Montiel el Sevilla tendría sus plazas de extracomunitarios completas, por lo que las operaciones que se puedan llegar a acometer tendrán que ser en zona europea a partir de ahora. Si es que esos movimientos se producen, pues todo parece muy parado en LaLiga.

Instala la App de Orgullobiri.com GRATIS en tu móvil para informarte de todas las noticias, fichajes, rumores... del Sevilla FC

Instalar
×
CLOSE
CLOSE