AUDIO | Del Nido cuenta la verdad de lo que pasó con Monchi en el Villamarin

del-nido-carrasco-monchi-derbi

Del Nido Carrasco cuenta la verdad de lo que pasó con Monchi en el Villamarin.

El vicepresidente primero del Sevilla FC, José María del Nido Carrasco, intervino este martes en los programas radiofónicos nocturnos El Larguero, de la Cadena Ser, y El Partidazo de COPE, para hablar y dar su visión de todo lo acontecido en El Gran Derbi del pasado domingo. Comenzó relatando que «cuando llegamos al estadio, uno de los miembros de la expedición era lógicamente Monchi.

Desde que llega, empieza a recibir insultos y vejaciones por parte de empleados y aficionados del Betis en el prepartido. Después hay un hecho para mí crucial y ante el que no podemos mirar para otro lado. En el minuto 0, en el Gol Sur del estadio, autorizado por el Real Betis, se exhibe un tifo en un partido declarado de alto riesgo, en el que se ilustra la figura de nuestro director general deportivo y de nuestro jugador Joan Jordán, con un palo, y frivolizando y haciendo apología de un hecho declarado violento y que obligó a suspender un partido. Se pone en el foco de 55.000 aficionados del Betis a la figura de Monchi.

Yo estoy a 15 o 20 metros de él durante el partido y recibe insultos durante todo el encuentro, tanto desde dentro del palco de honor como de zonas aledañas. Yo no conozco a esas personas, pero desde mi posición lo veo, si lo supiera tampoco lo diría por respeto. Todo alentado por un tifo en el que se refleja un hecho violento y en el que se señala a nuestro director general deportivo. Es inadmisible».




Sobre la autorización del tifo, aseguró que «he escuchado hasta que tenía el visto bueno del Sevilla. El Sevilla no lo conocía, aunque el procedimiento habitual es que el club local lo autorice y pida autorización a la Subdelegación del Gobierno. En esa reunión estaba nuestro director general, José María Cruz de Andrés, y no se mostró ningún tifo. Para mí, es inadmisible que el Real Betis autorice un tifo en el que se señale a Monchi, a Joan Jordán y a un hecho violento.

Cuando acaba el partido, Monchi baja al césped como hace todos los partidos, con una acreditación de libre circulación que le autoriza a estar ahí como a otros empleados del club. Yo no estoy ahí, pero escucho gritos por las escaleras y veo luego como se le insulta por parte de jugadores, miembros del cuerpo técnico, empleados que son hasta directores de área y hasta un consejero al que conozco, le dice en dos ocasiones ‘Monchi eres un payaso’. Nosotros queremos transmitir dos mensajes: apoyo incondicional y sin fisuras a Monchi, porque cuando se le insulta a él se le insulta al Sevilla FC, como a cualquier miembro de nuestro club. Además, no se fue justo con la figura de Monchi porque fue el que sufrió todas estas situaciones. Nosotros los dirigentes, lo que tenemos que hacer en un partido como este es echar la pelota al suelo y generar un buen ambiente. En el comportamiento que yo vi de Monchi y que él me ha contado, no tuvo ninguna conducta inapropiada».

«Yo creo que magnificamos y sacamos de contexto que no deberían tener tanta trascendencia. Hablamos de provocar violencia, pero Monchi baja a saludar a los aficionados del Sevilla como lleva haciendo 20 años. Para mí es algo totalmente normal y no genera ningún tipo de violencia», continuó.

Además, confirmó que el club no tiene comunicación oficial de un posible veto a Monchi en el palco del Villamarín en el futuro: «Nosotros estamos convencidos de que el Real Betis y sus dirigentes tendrán la suficiente altura de miras y responsabilidad institucional para no tomar una medida que atente contra Monchi y contra el Sevilla FC. Si se diera, tendríamos que debatirlo y nos obligaría a tomar una medida de fuerza de la misma proporción, pero estoy convencidísimo de que el Betis no lo va a adoptar», aseguró.

Además, confirmó conversaciones tras el partido: «Sé que Ángel Haro llamó a Pepe Castro, en el día de ayer me llamó a mí, pero una conversación privada es privada. Ángel Haro habrá revelado una conversación privada, pero para mí, en mis códigos, es algo privado. A veces pensamos que los dirigentes no somos personas, pero no se pueden imaginar lo mal que se pasa en el palco en un partido así.

Cuando expulsan con tarjeta roja a Borja Iglesias, el presidente del Betis se levantó muy nervioso y se fue del palco varios minutos. Me extrañó que nos dejase allí solos, pero después no le di importancia porque somos personas. Monchi también y le insultaron desde que llegó hasta que se fue, aguantando que le saquen un tifo en un partido de algo riesgo».




Del Nido Carrasco confía en que la situación vuelva a los cauces normales: «Nosotros, tras el partido de Copa que ellos ganaron y luego ganó la Copa, les dimos la enhorabuena. Se jugó luego un partido de liga en nuestro estadio en el que nos preocupamos de ganarlo y de que no se produjera ningún incidente. El partido transcurrió con total normalidad y el Real Betis y sus miembros fueron tratados a la altura de una institución tan grande. Tenemos que seguir potenciando el derbi que para mí es el más bonito del mundo».

Para terminar, volvió a defender la actuación de Monchi: «Con el corazón en la mano, a Monchi hay que conocerlo y sale como en cualquier partido a saludar a los aficionados. Yo lo conozco desde hace 25 años y jamás hace nada para molestar a los demás. Sale a saludar a sus aficionados. A mí personalmente me parece algo natural porque yo llevo 25 años viéndo al mismo Monchi. Lo único que ha cambiado es que el Sevilla se encuentra en una mala posición en la tabla, pero Monchi siempre ha sido igual y no tuvo la intención de molestar a nadie. Vuelvo a mostrar mi apoyo a su figura en nombre del Sevilla FC».